FOUR MOVEMENTS


En un principio, este proyecto se llamó simplemente “com-posición”: un invertebrado espacio visual donde iban cayendo “imágenes intersticiales” rescatadas del costado del camino. Y que apreciaba sólo por su valor estético y compositivo. Nada más.

Sin embargo, a medida que incrementaba este peculiar conjunto visual, fui descubriendo un nexo común en todo ello: algo íntimo, singular, que se entrelazaba, que evolucionaba internamente como si se tratara de un viaje iniciático.

Así, el proyecto en ciernes me abrió las puertas al paso del tiempo; de mi tiempo, en exilio voluntario, lejos de la tierra donde nací. Imágenes que me conectan con sensaciones olvidadas, con recuerdos de una infancia tantas veces perdida. Y como si se tratara de “una sinfonía visual” aún inconclusa, se tituló: En Cuatro Movimientos



© Marcelo Caballero 2020site by Bluekea